13 de noviembre de 2009

“Esperar en ti es difícil, pero no imposible”


Estas palabras hace un tiempo las escribí… un poco poéticas y hoy me doy cuenta que esperar en Dios en un proceso en nuestras vidas que tenemos que aprender, en donde EL modelara nuestra paciencia y aumentara nuestra fe para creer en EL y sus propósitos...

Que difícil es esperar en ti,
No lo puedo comprender pero es así,
Mi corazón duda,
Mi mente divaga,
El desanimo me persigue,
El desaliento me quiere alcanzar,
Y al final veo que difícil es esperar en ti.

No quieres que me de por vencida,
No quieres que me aparte de ti,
Tu amor me arropa,
Tu fortaleza me sostiene,
No te alejas de mí.

Eres como un imán que me atrae hacia ti,
No dejo de pensar en ti,
Cuando me siento sola tú amor me sostiene,
Me da aliento para seguir en espera,
De lo que no se cuándo llegara,
Pero ahí esta porque tu lo diseñaste para mi.

Que difícil Dios,
Cuanto resta por esperar,
Cuanto falta para llegar,
Cuanto tengo que esperar para poderlo alcanzar.

Perdona mi desvarió,
Mi falta de fe e inseguridad.
No se si faltan solo años, meses, días, minutos, o segundos.
Solo se, que queda poco tiempo.
Pero esta impaciencia me duele, porque me hace dar cuenta que no estoy preparada.

Este sentimiento no puede ser normal,
Es tan repetitivo, tan continuo,
…..pero se que tienes el control.

Toma el timón de mi vida y guíame donde quieras que ande,
Aunque me guíes por las más turbulentas aguas,
Hazme estar segura en ti.

Se que es difícil la espera,
Pero no imposible hacerlo,
Se que es difícil mantenerse firme,
Pero no imposible contigo a mi lado,
No me dejes nunca,
Quiero sentirte a mi lado como el amado ante su amada.

Te amo nunca lo olvides,

Tu amada.

Kat.

4 comentarios:

Jack dijo...

que lindos versos .... me encantó, me recuerda a lo que dice pablo en su carta a los Corintios hablando acerca de las lenguas, esos lenguajes no aprendidos, ese momento donde las palabras no alcanzan, que en la intimidad empezamos a hablarle, y hablamos de sus maravillas, como lo hiciste tu, ese momento que es sólo de dos. Como cuando el esposo da un beso apasionado a su amada, y a veces no soportamos el seguir observando,a pesar de ser una bendición, porque la relación en esos momentos es de dos, es más personal y no de tres. Todo ese me recordó a lo que dijiste...
bendiciones
jk

Hairo dijo...

wuaoo a la verdad me rio, me da mucha sastifacion cuando veo un corazon rendido a Dios, y cuando podemos ver la misma afliciones y o u bendiciones reflejadas en los demas hermanos en la fe. salmos 40

Anónimo dijo...

Este mensaje me ha llegado de forma muy especial, gracias mana, por dejarte usar en las manos del Señor. tu amiga que te amaaaaa

Katerine-Fernandez dijo...

Gracias mis queridos hnos. para mi en un honor que Dios ministre a sus vidas a través de estos post que son vivencias personales. Los quiero mucho!!